El mundo está cerca de una guerra atómica

El mundo está cerca de una guerra atómica

- in Opinión
0

158x240xfoto-de-portada-hebert-jpg-pagespeed-ic-trjyzduqjw

 

 

Hebert Maradiaga / Estudiante de Comunicación Social y Pública

 

Los últimos días han sido de mucha tensión a nivel mundial, ya que se ha desatado una serie de conflictos en los países de oriente medio y en la península coreana, indicando que todo se prepara para una posible guerra, que involucre a países que poseen armamento nuclear, y que pondrían en peligro a gran parte de la población del planeta.

Todo comenzó con el ataque químico por parte del régimen de Bshar al-Assad, matando a decenas de personas, que se supone representan la oposición del gobierno, sin tener en consideración que con ese ataque, se llevó de encuentro a muchos niños inocentes, en una guerra civil que ya lleva seis años de lucha.

El gobierno de Donal Trump no tardó en reaccionar, y tres días después, lanzó 59 misiles a objetivos militares controlados por Assad, matando a pocos soldados, pero causando innumerables daños materiales en un lugar donde se presume que salió el avión que portaba el armamento químico.

La condena mundial ante tal ataque arbitrario por parte del EEUU, no se dio a esperar. Uno de ellos fue el gobierno liderado por Vladimir Putin y el de Irán, Hasan Rohani, condenando enérgicamente las acciones agresivas hacia lo que ellos consideran es un gobierno soberano y de una acción que está en contra del derecho internacional.

Las amenazas de Rusia e Irán fueron contundentes, que de realizarse otro ataque similar, las consecuencias podrían ser catastróficas, ya que los dos líderes de ambos países, dijeron que atacarán sin piedad, usando todo su arsenal como represaría.

Ambos países tienen armamento para desatar una guerra sin precedentes. Rusia ha repotenciado su armamento para los próximo años, al mismo tiempo que Irán tiene instrumentos militares nucleares, que en alianza con el Kremlin, podrían desatar una ofensiva muy poderosa.

Además de armas atómicas, también existe una fuerte capacidad destructiva de armas químicas de países que están en contra de la política de Trump, lo que provocaría una muerte torturante a la población civil de los países involucrados, así como se vivió en la localidad siria de Khan Sheikhoun, de la provincia Idlib.

Los conflictos en los que se está enfrentando EEUU, no solo es en los piases musulmanes, también es en la península coreana. Corea del Norte, liderado por Kim Jong-un, ha anunciado que tiene todo preparado para realizar una sexta prueba de su armamento nuclear, a lo que los estadounidenses han realizado sus llamados de advertencia, enviado su portaaviones USS Carl Vinson, listo para reaccionar ante otro inminente ensayo atómico.

Por otra parte, Pyongyang ha dicho que si los norteamericanos reaccionan, ellos atacarán sin piedad contra suelo estadounidense, usando sus misiles nucleares teledirigidos, capaces de  surcar los cielos y provocar cuantiosos daños materiales, y por consiguiente, miles de muertos.

El gobierno de Donald Trump también posee armamento pesado ante un eventual conflicto armado en dos frentes. Recientemente ha presentado un arma que fue diseñada hace más de una década, y fue utilizada por primera vez este jueves contra posiciones del grupo terrorista Estado Islámico (ISIS sigas en ingles) en Afganistán, lanzando una bomba denominada “la madre de todas las bombas” o bomba MOAB, un arma letal no nuclear, pero con una gran capacidad de destrucción.

Este resulta ser un llamado de advertencia de EEUU para sus enemigos que poseen armamento más letal, como lo es una bomba atómica. Un mensaje que da a relucir la capacidad y la agresividad que tiene el nuevo presidente norteamericano, que no le tiembla la mano a la hora de tomar decisiones para atacar con tal de defender su país, pero que con sus constantes agresiones, podrían llevar a desatar un conflicto mundial que nadie quiere.

Una guerra que no duraría mucho por sus consecuencias destructoras. Un conflicto que no tendría ningún ganador, y que los máximos perdedores serían una innumerable de personas inocentes, que lo último que quieren es que se desate una guerra. Dios ilumine la mente de los líderes mundiales en posesión de estas letales armas, y que los conflictos se resuelvan por la vía del diálogo.

You may also like

Barcelona-Real Madrid se jugará el 18 de diciembre

El Comité de Competición de la Real Federación Española