Retiran medicamento vencido en farmacias del IHSS

Retiran medicamento vencido en farmacias del IHSS

- in Nacionales
0
FARMACIA-IHSS
Seis medicamentos, Prednisona, Claritromicina, Candesartán, Pisyllium, Diclofenaco y Levotiroxina, presentaban fallas terapéuticas y organolépticas, por lo que el suministro fue suspendido.

La flameante corrupción a lo interno del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) incluye también anomalías en la adquisición de medicamentos realizada por la pasada administración.

Ya son seis tipos de medicamentos retirados del (IHSS) que fueron distribuidos en las farmacias del hospital de Especialidades y que debieron ser retirados por fallas terapéuticas y organolépticas que pudieron poner en riesgo la vida de los derechohabientes.

Entre estos medicamentos, en su mayoría de uso crónico, está la Prednisona, indicado como antiinflamatorio, así también la Claritromicina, un antibiótico prescrito comúnmente para infecciones respiratorias.

Ambos medicamentos, analizados por el Colegio Químico Farmacéutico, fueron retirados de las farmacias por detectarse fallas terapéuticas. Este tipo de fallas son determinadas cuando un medicamento suministrado a un paciente no alcanza los efectos deseados, es decir que no representa mejoría en la afección de un enfermo.

Cuatro medicamentos más también fueron retirados de las farmacias por fallas organolépticas que se relacionan con deficiencias en las características físicas o químicas del medicamento.

Para esta calificación se incluyen productos que presenten mal olor, color extraño y consistencia blanda a punto de desmoronamiento, entre otras características.

Entre estos productos está el Candesartán, prescrito para pacientes con hipertensión; además del Psyllium, indicado para pacientes con estreñimiento; Diclofenaco, un analgésico de uso más frecuente; y la Levotiroxina, un componente hormonal recetado a enfermos con problemas en la tiroides.

You may also like

Olimpia logró rescatar un punto en Costa Rica ante los Red Bull

Tras un primer tiempo para el olvido, Olimpia