Esta pequeña taza china cuesta 36 millones de dólares

Esta pequeña taza china cuesta 36 millones de dólares

- in El Mundo
0

Un ex taxista ahora millonario estableció una nueva marca durante una subasta de porcelana de la dinastía Ming en la casa Sotheby’s, de Hong Kong

La taza, con motivos polícromos sobre fondo blanco, es una pieza muy rara de encontrar fabricada en la era Chenghua (1465-1487), dentro de la dinastía Ming (1368-1644).

Un gallo rojo, una gallina y sus pollitos picotean en un jardín lleno de rosas rojas y azucenas amarillas en el tazón, cuyo esmalte y barniz se hallan intactos.

La copa es “el Grial del arte chino”, afirmó Nicolas Chow, vicepresidente de Sotheby’s Asia, precisando que fue comprado por Liu Yiqian, un multimillonario de Shanghai.

Este ex taxista que luego se dedicó a las finanzas es uno de esos riquísimos chinos que recorren las salas de subastas del mundo entero, hacen subir los precios, y ahora construyen museos para sus colecciones.

Liu Yiqian, de 50 años, hizo su fortuna especulando en la joven bolsa de Shanghai durante la década de los 90. Actualmente preside un gigantesco conglomerado industrial, y su patrimonio ha sido estimado en casi 1.650 millones de dólares.

Ha fundado dos museos y su nombre está asociado desde septiembre a la compra, por seis millones de dólares, de un rollo caligrafiado que es objeto de una querella de expertos sobre su autenticidad.

Esta obra -nueve ideogramas con tinta negra que significan “Su Shi presenta su respetuoso adiós a Gong Fu, gentilhombre consejero en la corte”-, es aparentemente una copia tardía según los expertos, que señalan algunos trazos de pincel “torpes”.
Liu continúa reivindicando la autenticidad del rollo, que Sotheby’s le vendió en Nueva York.

El anterior récord para la porcelana china había sido establecido en 2010 por un jarrón Qianlong, vendido por 252,66 millones de dólares de Hong Kong (32,58 millones de dólares estadounidenses).

You may also like

El uruguayo Gustavo Matosas firmó este martes como técnico de la selección de fútbol de Costa Rica, con la misión de clasificar al combinado centroamericano al próximo Mundial de Catar-2022. Matosas, de exitosa trayectoria en el fútbol mexicano, firmó el contrato que lo une al equipo tico en un hotel cercano a la capital, con el presidente de la Federación Costarricense de Fútbol (Fedefutbol), Rodolfo Villalobos. “Hoy nuestra federación y el señor Matosas hemos llegado a un acuerdo donde los objetivos de ambos convergen”, dijo Villalobos. “Es un gran desafío que me tiene muy entusiasmado”, declaró Matosas tras firmar el contrato. “Lo voy a tomar como si fuera mi propio país”. La firma se hizo en una ceremonia que inició con un video que exaltaba la trayectoria del nuevo entrenador de “la sele”, el cual culminó con la frase “bienvenido profe”. Posteriormente, dos niños de una escuela de fútbol le entregaron la camiseta de “la sele”. El técnico de 51 años ha dirigido 14 clubes en su carrera, y llega a Costa Rica después de una pausa de un año, en la que dijo que se dedicó a estar con su familia. Matosas entró en el radar de la Fedefutbol por su trayectoria en clubes mexicanos, donde obtuvo un bicampeonato con el León y llevó al América a ganar la Liga de Campeones de Concacaf. “Su energía, su perseverancia, carácter, entrega, fuerza, autoridad, conocimiento e inteligencia son las virtudes que lo acompañan y lo hacen merecedor de que toda Costa Rica lo reciba con confianza y optimismo”, expresó Villalobos. – Catar, única opción – El presidente de la Fedefutbol insistió en que el contrato de cuatro años lleva implícita la exigencia de clasificar a Catar. “La exigencia la tenemos clara, no hay otra opción más que ir a Catar, y al Mundial no se va de la noche a la mañana, hay que trabajar”, destacó. Matosas dijo que tiene conocimiento del fútbol costarricense por el tiempo que pasó en México, cuando enfrentó a clubes ticos. Aún así, indicó que antes de iniciar sus funciones el 2 de enero se dedicaría a observar a los jugadores e “ir conociendo un poco más por dentro a la selección”. Lo que lo motivó para aceptar a la selección de Costa Rica, un país con restricciones presupuestarias y salariales, es que le permitirá cumplir su sueño de ir a un Mundial. “Hoy estoy un paso más cerca de ese sueño”, sostuvo. “La plata no es todo en la vida, a veces los sueños hablan más alto en la vida, más cuando sentís que te van a apoyar. ¿Tenés idea de lo que es ir al Mundial? Va más por el corazón”, explicó. Costa Rica fue eliminada en primera ronda en Rusia-2018, pero en Brasil-2014 llegó a un histórico cuarto de final. El nuevo entrenador sustituirá al costarricense Oscar Ramírez, quien llevó a la selección tica a Rusia. Acompañará a la selección a sus próximos cuatro fogueos ante México (11 de octubre en Monterrey) y Colombia (día 16 en Nueva Jersey), así como ante Chile (16 de noviembre en Rancagua) y Perú (20 de noviembre en Arequipa). En esos amistosos, la ‘sele’ estará dirigida por el técnico interino Rónald González.

El uruguayo Gustavo Matosas firmó este martes como